Fernando Ayala: Víctimas y Navidad

Coincidiendo con las fiestas de Navidad, todos los años muchos cacereños hacemos un paréntesis para acordarnos de las centenares de víctimas que fueron asesinadas por el franquismo en la ciudad durante aquellas, supuestamente, entrañables fechas.

Da la casualidad de que hace una semana debatíamos sobre la necesidad de celebrar un día de reconocimiento y de homenaje a las víctimas, en cumplimiento de la reciente Ley de Memoria Democrática aprobada por el Congreso y el Senado de España. Eso sí, una vez más con la oposición de Ciudadanos y del Partido Popular.

Una Ley que afianza, sin duda, nuestra Democracia. Una Ley que reivindica el espíritu de la Transición como uno de los momentos más brillantes de la Historia de España. Una Ley, en definitiva, que ha contado con el respaldo de una amplia mayoría de las fuerzas políticas de España. Quizás quepa preguntarse los motivos de los que la rechazan. Quizás haya que mirar en su pasado reciente.

Señalaba entonces que estamos hablando fundamentalmente de reconfortar. De devolver lo mucho que nos han dado y que les debemos a las personas y las familias que sufrieron privaciones de libertad, cárcel, tortura, asesinatos…

La celebración de Días de homenaje es importante. Sin embargo, como sucedió a comienzos de septiembre, cuando en la Asamblea de Extremadura celebramos el acto de homenaje a las víctimas del terrorismo, me pareció mucho más significativo, por lo perdurable, la constancia permanente de símbolos que identifiquen que siguen presentes. Que están con nosotros y nosotros con ellos. Una sencilla placa, es un elemento mucho más duradero en el tiempo y muy reconocible.

Otro elemento importante que me gustaría resaltar, es la concienciación en la eliminación de todo tipo de violencias.

No solamente tenemos el deber de no olvidar, sino también de acompañar. De aprender y compartir el sufrimiento que les llevó a su consideración de víctimas.

Se tienen que convertir en auténticos referentes. En modelos y símbolos de resistencia a la tiranía.

Ahora es el momento de insistir en las diferencias entre Dictadura y Democracia. No es cosa del pasado. Prevengamos. Miremos a nuestro alrededor. Está claro que queda mucho trabajo por hacer. Ni un paso atrás.

Acerca de Dpto. de Redacción Navalmoral y Comarca 2792 Articles
Toda la actualidad de Navalmoral de la Mata y Comarca. Síguenos y no te pierdas nada.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*